En efecto es un lazo muy hermoso. Es instinto, es algo que el bebé necesita.